2 agosto, 2021

«Manrique» y la Liberia de inmenso corazón

CANAL 5 GUANACASTE/ Creció en el barrio Los Cerros de Liberia, fue un güila más. Su madre siempre veló para que no le faltara nada y así fue…de la generación quizá fue uno de los mejores vestidos, pero para todos en el barrio de su ombligo, simplemente fue «Culo e ‘ Monja».

Manrique Alonso Angulo Mora, era uno de los mocosos con la piel oscura, fue de los chiquillos que sudó frío en la cancha de los bomberos de Liberia, en los tiempos en que el paso era libre para jugar baloncesto o papi-fútbol (hoy fútbol 5)…creo recordarle a él con la primera generación de las Nike Jordan…

Con 46 años Manrique fue enterrado ayer a 150 metros donde vivió parte de su niñez. Esta nota no pretende encontrar las raíces de su vida ni repasar lo bueno o malo que ocurrió en ella.

Sin tener la suficiente información, únicamente este artículo se propuso destacar el espíritu de un grupo de allegados, conocidos o amigos, que compartieron con él momentos de adolescencia, tiempos libre, tragos o sencillamente alegría de vivir.

Cuenta un amigo en el corredor de nuestra redacción, que el difunto Manrique «quedó sólo». «Como sabés su madre le dejó mucha plata y él la mal gastó, mirá yo logré verle a él un fajo de 700.000 mil colones y al otro día no tener nada en una mesa de tragos, cuando alguna gente se enteró que había quedado con plata, se le acercaron para sacársela y lo destruyeron», dijo.

«Manrique mandaba a comprar un pacha y le costaba 10.000 colones porque el vuelto no regresaba, y lo peor de todo es que él no comía, muchas veces le hablé y le hablamos, mae, cuida tu dinero, cuida tu salud y él sólo movía la cabeza». expresó.

Los días previos a la partida de Manrique por mas duro que se lea, tal y como lo cuenta un cercano a él, fueron de un «indigente con plata» y entonces a muchos sólo les interesaba sacarle plata.

La Liberia con corazón

Usted divisa hoy a una Liberia con mucho cemento, con mucha raza incrustrada, con caras de otros lados y con mucho dinero circulando en cada atardecer…de repente usted asumirá que ya la Ciudad Blanca pasó a ser una urbe sin corazón ni solidaridad. La respuesta es no.

«Algunos amigos tratamos de sacarlo y no se pudo, cuando nos dimos cuenta que había muerto, comenzamos a correr, en dos días la pelota de nosotros recogimos primero 130.000 colones, había que recoger 430.000 colones, que uno puso 20, que otro 10, que otros 5.000».

«Mi primo que es liberiano y que vive en Estados Unidos y que compartió con Manrique de adolescente, por ejemplo depositó 30.000, una persona nos regaló algo para iglesia para que se viera bonito el templo, pedimos descuento en la funeraria», expresó alguien que le apreció en vida.

Ni ropa para vestirlo

Justo cuando al fallecido había que sacarlo de la morgue se presentó un detalle, él no portaba ropa bonita. «El día que lo sacamos de la morgue un amigo William fue a Ekono le compró una mudada bonita y así salimos adelante».

Un liberiano más partió y este singularmente también fue despedido sin su riqueza material, pero con alta dignidad y con el gran corazón de otros. Liberia nunca dejará de ser linda ni solidaria, lo pueblerino no se pierde muy fácil…CANAL 5 GUANACASTE/

Edward Alfarohttp://canal5guanacaste.com
Periodista y Presentador 18 años al servicio de Guanacaste en comunicación profesional. Director del Noticiero de Canal 5 Guanacaste que se transmite en Cable Tica TV Guanaaste. Productor de Streaming y Transmisiones en vivo. (2007) Mención Honorífica Premio Nacional de Periodismo Jorge Vargas Gené -por Colegio de Periodistas de C.R.
Publicidad

Más leídos